Seamos Pastillas potabilizadoras

Mucha bufa, mucha palabra fuera de tono, mucho trago de agua contaminada que vamos sorbiendo a poquitos y así… casi, casi, lo bebemos sin darnos cuenta. Pero siempre hay alguien o algo (si estás un poquito atento) que te hace sentir incómodo, que te deja mal sabor de boca y entonces te preguntas: ¿qué estoy bebiendo?

Y escuché ayer a alguien que nos invitaba a ser “pastillas potabilizadoras” en estos días cotidianos: entre cercanos y no tanto, en el ámbito público y en el privado, en lo pequeño y en lo grande…Porque si seguimos así, acabaremos todos sin sed, bien hartos, pero con el estómago más que atrofiado, contaminados y con el sentido gustativo atrofiado. Ese sentido que nos permite calibrar lo amargo y lo dulce, lo salado, lo luminoso y lo tosco… va a terminar por atrofiársenos personal y socialmente como sigamos así. Y será una pena.

Ya no vale sólo con “no contaminar” y mirar para otro lado o huir de conversaciones zafias, violentas o mentirosas. Hace falta potabilizar. Y podemos hacerlo. Ojalá.

Anuncios

Deja un comentario, es más interesante si comentas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s